5 motivos para ahorrar todos los meses

5 motivos para ahorrar todos los meses

CompartirTweet about this on TwitterShare on Google+Share on FacebookPin on PinterestEmail this to someonePrint this page

Es común que cuando analizas el manejo de tus finanzas personales, te surjan preguntas como: ¿Cómo puedo mejorar mi situación actual? ¿Qué puedo hacer para ahorrar más y conseguir mis metas? Parte de la  respuesta está en diferenciar si lo que te impide ahorrar es la falta de motivación o de decisión personal.

 

Albert Einstein dijo: “Si quieres resultados diferentes, actúa en forma diferente”. Para cambiar tu entorno necesitas cambiar tu actitud y afrontar con madurez los errores cometidos. En lugar de quejarte por lo que te pasa, toma las decisiones para cambiar la realidad actual.

 

Existen mitos cotidianos que escuchamos cada día y en muchas ocasiones se posicionan en la mente haciendo que suenen como realidades. En el campo del ahorro se escuchan frases como:

“Si no me endeudo, no hago nada”

“No puedo ahorrar porque gano poco”

“Este mes no ahorro, pero el próximo si”

“La vida es corta para no disfrutar de mi dinero”.

 

En un estudio online hecho en España sobre el ahorro inteligente, se concluyó que al 34% de los encuestados les parece imposible ahorrar y el 66% son capaces de ahorrar algo a fin de mes. A continuación te damos los cinco motivos que el 66% de los encuestados tienen para ahorrar todos los meses:

 

1. Establece un plan de control de gastos: los gastos se clasifican en fijos y variables.

  • Los gastos fijos (arriendo, educación, transporte, servicios públicos), se controlan solos, más o menos son la misma cantidad cada mes.
  • Los gastos variables (diversión, comida fuera de casa, extras), son como los agujeros negros del universo, es decir no tienen fin.

Para generar un excedente para destinarlo al ahorro implementa un plan para controlar los gastos variables, anota cada gasto durante un mes y en el siguiente suprime lo que es innecesario.

 

2. Compara precios y busca ofertas: no necesitas recorrer múltiples lugares, esto generaría un gasto adicional en lugar de ahorro. Pregúntales a tus amigos y familiares dónde realizan sus compras y compara precios.

 

3. Evita las compras por impulso: cuando compras algo, seguro quieres convencerte de que “para algo trabajas”, una cosa es merecer algo y otra es si lo necesitas. Recuerda satisfacer primero tus necesidades y luego tus deseos. El consumo por impulso o emocional, es el peor enemigo de las finanzas sanas.

 

4. Identifica lo que necesitas cuando compras online: no se puede negar en el internet encontramos grandes descuentos, sin embargo aun cuando es tentadora una oferta, no significa que lo necesitas ahora.

 

5.- Reduce los gastos en casa: el ahorro no solo es para favorecer a tu bolsillo, también debes contribuir al cuidado del planeta.

Existen algunos tips de ahorro, por ejemplo en el consumo de agua: toma duchas cortas, cepilla tus dientes con un vaso, cierra la llave cuando laves los platos, usa un recipiente para lavar el auto, y carga la lavadora de ropa a su máxima capacidad.

 

Pon en práctica estos consejos para comenzar a ahorrar. Aprende de tus experiencias, y  de los errores y aciertos de otros.  Al final tú decides lo que más te conviene, pero no olvides que la decisión de ahorrar está en tus manos.

Ahorro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *