La educación financiera es un proceso permanente, gracias al cual las personas pueden adquirir conocimientos, competencias en el ámbito financiero; desarrollar comportamientos y aptitudes más responsables así como eficientes, para lograr un mejor entendimiento de los servicios, productos, conceptos y riesgos asociados para tomar decisiones razonadas.

 

En este sentido la Educación Financiera busca una mejora de la capacidad y cultura financiera en la población:

 

  • Saber cómo informarse en el ámbito de la gestión de finanzas y de los productos/servicios bancarios.
  • Entender los conceptos básicos del manejo de de finanzas de los productos/servicios bancarios.
  • Saber usar lo aprendido para planificar, aplicar y evaluar las decisiones financieras.

 

En el 2013 realizamos un estudio de la capacidad financiera de 5.000 adultos ecuatorianos.

 

verestudio

 

Resultados del primer estudio de capacidades financieras dirigido a personas con discapacidad física en Ecuador


Descargar