Cómo prepararte para una erupción volcánica

Cómo prepararte para una erupción volcánica

Ahorro Planificación y Presupuesto

Autor: Nicolás Gavilanes

Ecuador está ubicado en una región con volcanes activos y, por lo mismo, es un país de alto riesgo a las erupciones. Por tanto, es necesario que estés siempre preparado para un desastre natural de este tipo ya que puede suceder cuando menos lo esperes. A continuación te compartimos varios consejos para que los puedas considerar en caso de que te encuentres en esta situación de emergencia.

 

Antes de la erupción

 

  1. Prepara un botiquín de emergencia.

Este kit debe ser colocado en un lugar de fácil acceso y debe contener:

  • Suministros de primeros auxilios.
  • Alimentos y agua.
  • Una máscara para protegerse de la ceniza.
  • Un abrelatas manual.
  • Una linterna con baterías de repuesto.
  • Medicamentos necesarios.
  • Gafas o protección para los ojos.
  • Radio a baterías.

 

  1. Establece un plan de evacuación de emergencia con tu familia.

Es importante que cada persona sepa qué debe hacer si se produce una erupción, cómo encontrarse unos a otros en caso de separarse y cómo comunicarse con la familia, vecinos y servicios de emergencia.

  • Considera dentro del plan si alguien tiene alguna discapacidad.
  • Considera también a tus mascotas o ganado.
  • Asigna responsabilidades a miembros de la familia para agilizar la evacuación con seguridad.

 

  1. Establece un fondo de emergencia. Planifica para lo no planificado, la mejor opción es tener un fondo para los imprevistos que pueden ocurrir.
  • Comienza a ahorrar para imprevistos desde ahora, éste será un colchón para situaciones difíciles. Es recomendable tener el equivalente a tres meses de tus ingresos netos mensuales ahorrado para cubrir los imprevistos.
  • Considera una determinada cantidad de efectivo que puedas llevar a la mano en el momento de la evacuación y utilizarla en gastos como: transporte, salud, alimentos, hospedaje y medicación.
  • Pon prioridades separando las necesidades de tus deseos, esto te ayudará a establecer un presupuesto específico para cubrir tus gastos necesarios durante este periodo de tiempo.
  • Asegúrate de contar con efectivo para que puedas utilizar cuando sea necesario ya que en el momento de la evacuación pueden no funcionar los cajeros automáticos (ATM) o las oficinas del banco para que puedas hacer retiros de efectivo.

 

  1. Contrata un seguro: Primero, no olvides de contratar un seguro médico que te permitirá acceder a servicios que quizás pueden salirle muy costosos. Tamibén, existen seguros para proteger tus bienes en casos de desastre natural. Podrás proteger todo lo que está dentro de su inmueble; es decir, muebles, ropa, electrodomésticos, despensa, obras de arte e joyas. Consulta sobre este tipo de seguros sobre todo si tu vivienda está en una zona de riesgo.

 

  1. Guarda tus documentos: Escanea y guarda en la nube o correo electrónico: tu cédula, pasaporte, los números de tus tarjetas, las escrituras y documentos de propiedad de tus bienes y, los papeles de tu aseguradora. Esto te ayudará a que, en caso de pérdida, tengas una forma de identificarte y acceder a los distintos servicios.

 

 

Durante la Evacuación

 

  1. Escucha consejos de expertos y sigue las instrucciones. Revisa que esté completo el equipo de emergencia que has preparado y tenlo listo para salir.
  2. Prepara tu vehículo. Comprueba que tiene el tanque lleno y mantén todos los vehículos bajo techo hasta el momento de salir (la ceniza puede tapar los conductos e impedir que el motor funcione).
  3. Asiste a tus mascotas o ganado. Haz lo que puedas dentro de lo razonable, para garantizar su seguridad.
  • Ubica a los animales en un lugar cerrado.
  • Haz planes para transportar a las mascotas a un lugar seguro.

 

Después de la Erupción

 

  1. Pon atención a las autoridades. No trates de salir por tu propia cuenta sin antes escuchar las advertencias de seguridad respectivas.
  • En este periodo de tiempo puedes dar un vistazo al fondo de emergencia que realizaste y priorizar tus gastos hasta regresar a la normalidad.
  • Mantén en sintonía tu radio para recibir instrucciones.
  1. Evita hacer uso de líneas telefónicas. Evita el uso de líneas telefónicas o celulares al finalizar la erupción, igualmente el uso de caminos, transporte, servicios médicos y hospitalarios si no es estrictamente necesario ya que otras personas pueden necesitarlo con mayor urgencia.
  2. Asegura tu regreso a casa. Asegúrate de contar con las precauciones necesarias antes de ingresar a tu hogar.
  • Limpia la ceniza o material volcánico que se haya acumulado en el techo de tu casa ya que este puede derrumbarse.
  • Asegúrate que tu hogar esté en un sitio seguro antes de ingresar.
  • No comas ni bebas ningún alimento que haya estado expuesto al ambiente pues puede encontrarse contaminado por la erupción.
  1. Pon en orden tus finanzas. Ahora debes poner en orden las finanzas del hogar que sin duda se vieron afectadas por el desastre natural. Para esto te recomendamos conversar con tus acreedores en caso de que tengas deudas, y tengas que reestructurarlas. Adicionalmente, si has utilizado tu fondo para emergencias, vuelve a crear uno nuevo ya que siempre estarás expuesto a algún tipo de imprevistos.

 

Si vives en Ecuador es importante estar siempre bien informado y preparado para afrontar este tipo de desastre natural, aún más si te encuentras en zonas cercanas a un volcán. El buen uso de tus finanzas en una situación de esta magnitud puede significar un gran apoyo para ti y tu familia.

Cómo amoblar la casa sin quedarse en la quiebra

Cómo amoblar la casa sin quedarse en la quiebra

General Planificación y Presupuesto

Si piensas salir a vivir solo, o estás por casarte, es muy importante saber cuánto dinero necesitas para amoblar tu casa y tener el mínimo de comodidades. Sigue los consejos a continuación para armar un plan de compra acorde con tus posibilidades.

 

 

  1. Realiza un presupuesto

 

Identifica cuánto dinero puedes destinar para la compra de muebles y electrodomésticos. Para realizar este ejercicio necesitas tener claro cuáles son tus ingresos y gastos en la actualidad y en caso de tener ahorros, cuánto tienes disponible para gastar. No es aconsejable utilizar todos tus ahorros para la compra de muebles y/o electrodomésticos. Siempre procura dejar una parte de tus ahorros para emergencias.

 

También necesitas decidir qué opción de pago es el que más te conviene: al contado o a crédito. Si eliges pagar al contado, puede ser que obtengas mejores precios pero asumirás el gasto de inmediato. En cambio, si eliges pagar a crédito, asumirás el gasto de a poco en el tiempo, pero tendrás que cubrir el costo adicional de los intereses. Las dos opciones tienen pros y contras que debes evaluar de acuerdo con tu situación financiera actual.

 

  1. Identifica tus necesidades

Una vez identificado un monto que puedes gastar, haz una lista de todos los muebles y/o electrodomésticos que necesitas comprar. Sugerimos utilizar el siguiente formato:

 

COMPRA PRIORIDAD NUEVO/USADO/HEREDADO MONTO

 

Compra: Primero identifica qué es lo que necesitas comprar.

 

Prioridad: Después de crear una lista exhaustiva, asigna prioridades a tu lista. Qué necesitas de inmediato? Qué puede esperar un par de meses, seis meses o un año. Trata de ser realista, y no asignar prioridad #1 a todo!

 

Nuevo/Usado/Heredado: Clasifica tu lista en muebles/electrodomésticos que puedes comprar nuevos, usados o que puedes “heredar” de algún familiar o amigo. Para muebles usados puedes buscar en el internet en páginas como www.olx.com.

 

  1. Analiza opciones

 En el caso de muebles y/o electrodomésticos nuevos o usados que necesitas comprar, analiza mínimo unas tres opciones antes de hacer la compra. Visita varios locales/tiendas y compara opciones en cuánto a calidad y precio. Aunque toma más tiempo, analizar opciones siempre es la mejor manera de conseguir un mejor producto. Recuerda que la opción más barata no siempre será la mejor. Como en todo, cuando se tratan de muebles y/o electrodomésticos lo barato sale caro.

 

 

Finalmente, recuerda que lo más importante a la hora de amoblar tu hogar, es que lo hagas de acuerdo a lo que necesitas y no a lo que todo el mundo esperaría que tengas. Las cuentas y facturas las pagas tú y el empezar con deudas innecesarias no te conviene.

 

¡Te deseamos éxitos en tus compras!

3 pasos para reducir fácilmente $100 de tus gastos mensuales

3 pasos para reducir fácilmente $100 de tus gastos mensuales

General Planificación y Presupuesto

¿Quieres comprar un auto o una casa, pero no logras ahorrar ni un centavo? ¡Si es posible conseguir tus metas!

Sigue estas 3 formas para recortar $100 de tus gastos mensuales que pueden ser destinados a conseguir tus metas.

 

  1. Conoce bien tu presupuesto mensual

Puede que tu sueño sea ser dueño de un auto lo antes posible, pero, primero debes analizar bien cómo llevas tu presupuesto mensual.

Calcula cuánto hay que poner de entrada. Generalmente en el mercado ecuatoriano tendrás que poner 25% de entrada para la compra de un auto. Es decir si el auto de tus sueños cuesta $20.000, tendrás que poner unos $5.000 de entrada.

Analiza si destinas al menos el 10% de tus ingresos mensuales al ahorro. Si no tienes ahorrado nada para la entrada, te tocará apretar tu presupuesto mensual.

  1. ¿Qué gastos deberás recortar?

Para alcanzar tu meta de ahorro, empieza a hacer pequeños cambios en tu forma de gastar.

Por ejemplo:

  • En lugar de almorzar afuera de casa todos los días, lleva tu propio almuerzo.
  • En lugar de llevar tu auto al trabajo todos los días y pagar por parqueo, opta por tomar transporte público.
  • Si te compras ropa cada mes solo por deseo, planifica comprar cuando realmente necesites.
  • Si sales cada fin de semana a bares o a cenar con tus amigos, es preferible reunirse en una casa, esto te ahorrará bastante dinero.

De acuerdo con los ejemplos anteriores si gastas $50 en ropa, $25 en parqueo, y $25 en comida fuera de casa cada mes, al seguir los consejos, fácilmente podrás recortar $100 en tus gastos y destinarlos a tu meta de ahorro.

  1. No olvides de tener un fondo de emergencia

Si no tienes un fondo de emergencia, primero fija una meta para crearlo. Deberás tener un fondo con el equivalente de mínimo tres meses de los ingresos promedios del hogar. El fondo te ayuda a cubrir gastos sorpresa como la pérdida de trabajo, una emergencia médica o un accidente.

Finalmente, si realmente quieres cumplir con tu meta financiera, encuentra otras áreas donde puedes recortar tus gastos como suscripciones a revistas, a televisión por cable, al gimnasio, entre otros. Sé creativo en encontrar formas de reducir tus gastos, así podrás destinar ese dinero a alcanzar tu meta.

Adaptado del artículo “Hack My Budget: How Can I Trim $500 From My Monthly Spending?” de Learnvest

5 Decisiones Financieras Inteligentes si estás en tus años 20

5 Decisiones Financieras Inteligentes si estás en tus años 20

General Planificación y Presupuesto

¿Sabías que según estudios, las personas en sus años 20 muestran más confianza hacia el manejo de su dinero? Puede sonarte sorprendente, pero hace sentido. Las personas en sus años 20 normalmente tienen menos responsabilidades financieras, y con un poco de esfuerzo pueden destinar su sueldo a darse gustos que otros no podrían.

 

Pero, esto suele durar hasta alrededor de los 30 años, cuando las personas se enfrentan a responsabilidades financieras más exigentes como los hijos o tener una hipoteca.

 

Si estás en tus años 20 es importante que te prepares para las responsabilidades que vendrán a futuro, esto no significa que te tienes que privar ahora, sino que comiences a tomar decisiones financieras inteligentes que te ayudarán más tarde.

 

Revisa estas cinco decisiones financieras en tus años 20:

 

1.   Destina 10% de tus ingresos al ahorro:

Si desde tus años 20 tienes el mal hábito de gastar todo lo que ganas, más tarde será muy difícil cambiarlo. Empieza a tener el hábito de vivir con menos de lo que ganas desde ya y destina 10% de tus ingresos mensuales al ahorro. Esta suma te puede parecer un chiste, especialmente si no ganas mucho, pero hay una gran ventaja si te obligas a ahorrar desde una edad temprana – tu dinero crecerá más en el tiempo si le pones a ganar intereses.

 

ahorrojovenwebinar

 

2.    Ten una conversación sobre tu dinero:

A las nuevas generaciones que están en sus años 20 les gusta contar a la gente todo lo que les sucede, esto también sería bueno si se aplica a tu dinero. Cuando estés en tu años 30 o 40, es posible que no te sientas muy cómodo compartiendo detalles sobre tu salario con tus amigos o cuánto gastaste en tus vacaciones. Pero, ahora es cuando puedes compartir con amigos y familiares sobre tu presupuesto para tomar decisiones financieras más sólidas.

Cuenta a tus amigos cuál es tu presupuesto mensual, para que ellos te entiendan y no elijan el restaurante o bar más caro cuando salgan, que te puede quebrar. Consulta a tus amigos en qué institución financiera te recomiendan poner tu dinero y cuáles seguros son mejores. Ellos te podrían hacer una buena sugerencia y de esta manera puedes tomar mejores decisiones financieras.

 

3.    Crea un fondo de emergencias:

¿Qué haces si te enfermas, tienes un accidente o te quedas sin empleo? Si no cuentas con dinero ahorrado, fácilmente podrías quedarte sin dinero al tener que pagar muchísimo por estos imprevistos. Si estás en tus años 20 debes considerar tener un fondo de emergencias que te ayudará a cubrir cualquier evento que está fuera de nuestras manos sin tener que destinar todo tu dinero o endeudarte por años para poder cubrirlo. Una vez que cuentes con un fondo de al menos tres meses de ingresos, puedes comenzar a pensar en grandes metas como un viaje a otro país, comprarte un auto o una casa.

 

4.    Estudia un posgrado – si tus finanzas te permiten:

Si has escuchado que una maestría te puede ayudar a estar mejor profesionalmente y a ganar más dinero, deberías considerar estudiar un posgrado. La década de los años 20 puede ser el mejor momento para regresar a la universidad, pues recién has comenzado tu carrera profesional, tienes una idea más clara de en qué te gustaría especializarte y no tienes muchas responsabilidades lo que te da tiempo para dedicarte a estudiar. Analiza y compara las opciones y los costos de un posgrado para ver si podrás cubrirlos con tu dinero o tal vez tengas que buscar opciones de becas o créditos educativos.

 

5.    No aceptes un trabajo a ciegas:

Si estás buscando un empleo, tómate tiempo para analizar y aplicar a varias opciones. Las elecciones profesionales que realices en tus años 20, generalmente, tienen un impacto en tus finanzas a futuro. Por esto es crucial evaluar cada oferta de trabajo que tengas con mucho cuidado y evitar tomar una decisión basado sólo en el salario. Analiza los beneficios que te brinda la empresa, e infórmate bien antes de tomar la decisión.
No te desanimes si aún no has tomado ninguna de estas decisiones, no es tarde, comienza ahora a preocuparte por tus finanzas y te agradecerás en el futuro.

 

 

Fuente:
Traducido y adaptado de: http://www.learnvest.com/2015/01/how-to-increase-your-net-worth-in-your-20s/

Los 10 mandamientos del ahorro

Los 10 mandamientos del ahorro

Ahorro General

TusFinanzas te presenta los 10 mandamientos que te pueden ayudar para guiar tus decisiones de ahorro y consumo:

 

  1. El ahorro debe ser tu primer gasto.
  1. Procura ahorrar al menos 10% de tus ingresos antes de cualquier gasto.
  1. Si el pago de tus deudas supera el 40% de tus ingresos mensuales, prioriza el pago de tus deudas antes del ahorro.
  1. Aprovecha el valor adquisitivo del dinero, ahorra regularmente en una cuenta de ahorro que genera intereses, y verás cómo tu dinero crece!
  1. Cuando sales de compras, no lleves contigo mucho efectivo, así evitarás la tentación de gastarlo!
  1. Ahorra con una meta específica en mente, así tendrás más éxito.
  1. Conserva por lo menos 3 meses de tus ingresos en un fondo de emergencia. Puedes utilizarlo en caso de pérdida de trabajo, enfermedad o para resolver necesidades urgentes.
  1. Busca opciones de ahorro de acuerdo al uso que das al dinero. Para tus ahorros para emergencias abre una cuenta que sea de fácil acceso y para tus metas de mediano o largo plazo busca una opción que sea de más difícil acceso. Mantener algunos ahorros fuera de tu alcance es importante.
  1. Ahorra de forma automática.

 10. Diversifica tus opciones de ahorro. No hay que poner todos los huevos en la misma canasta.

 

10mandamientos